sábado, 29 de enero de 2011

"Nido de Arte" y "El problema de Yorick"


En la tarde-noche del viernes, 28 de enero, asistí a la presentación de El problema de Yorick, revista de creación literaria que cumple su 10º aniversario. Treinta cuatro escritores colaboran en este noveno número. El principal artífice de que exista esta revista (algunos dicen libro) es el escritor albaceteño, Eloy M. Cebrián. Lo conozco desde hace casi dos años por su publicación en Alfaqueque Ediciones de su libro de relatos, Comunión.

La presentación tuvo lugar en un lugar emblemático de Albacete, Nido de Arte. Sus dueños Germán Navarro e Isabel Martín, su esposa, eran unos veinteañeros cuando abrieron el local. Ahora, a punto de jubilarse, puede que uno de sus hijos tome el relevo.

Nido de Arte ha llegado a ser el único club de jazz que existe en Castilla-La Mancha, el quinto en importancia de España, y el segundo más antiguo de los que sobreviven, tras el mítico Jamboree Jazz Club de Barcelona. Si vais a Albacete os lo recomiendo. Está en la calle Nueva.

Aquí tenéis algunas fotos:

Escenario de Nido de Arte.

Eloy M. Cebrián presentando El problema de Yorick.

Andrés García Cerdán, último ganador del Premio Barcarola de poesía, y Eloy M. Cebrián.

Javier Sarti, escritor valenciano, Eloy M. Cebrián y Faustino Sánchez, joven escritor albaceteño, afincado en Madrid.

Rubén Martín, último ganador del Premio Adonais de poesía, Eloy M. Cebrián y Arturo Tendero, poeta.

Eloy M. Cebrián y Germán Navarro, dueño de Nido de Arte.

De pie: Andrés García, Fernando Fernández, Eloy M. Cebrián, Javier Sarti, Rubén Martín, Faustino Sánchez y Arturo Tendero.
Sentados: Juan Valero (Librería Popular) y Germán Navarro.

Sin comentarios.



El techo del local, donde se puede ver cientos de carteles de cientos de actividades culturales organizadas en Nido de Arte.



4 comentarios:

Eloy M. Cebrián dijo...

Gracias por las fotos, Fernando. Yo creo que El Problema de Yorick es la prueba de que la literatura y cuanto la rodea no tiene que ser por fuerza aburrido y solemne.

Anónimo dijo...

Un gran tipo este Germán Navarro, alegre,divertido,con un fino humor y amigo de sus amigos.

Hécate dijo...

Acabo de descubrir tu blog y me ha gustado. Entono un "long live" a la literatura, ese refugio que Dios encontró en donde descansar de tanta vanalidad...(Octavo día de la Creación)
Un abrazo.

Fernando Fernández dijo...

Gracias por vuestros comentarios.

Eloy, la literatura o alguna literatura puede que sea aburrida, pero de lo que estoy seguro es de que no nos hace aburridos.

Un abrazo.